miércoles, 28 de diciembre de 2016

Hipocresía de género.



Tras la polémica surgida en torno a las declaraciones del alcalde de Alcorcón criticando la existencia de un feminismo totalitario y describiendo a las feministas radicales de un modo fuertemente crítico con términos como fracasadas o amargadas, dos diputadas de Podemos, entre ellas la Sra. Beatriz Gimeno, han entregado a Cristina Cifuentes, a la sazón Presidenta de la Comunidad de Madrid, un libro sobre feminismo junto con su protesta porque el alcalde de Alcorcón aún continúe en su cargo. Sin embargo la Sra. Beatriz Gimeno escribió en su momento las siguientes citas: “El feminismo combate para que las mujeres no pierdan sus energías intelectuales y/o afectivas con los hombres” y  “Un mundo lésbico es la solución”.

Y estas opiniones y otras similares de la misma autora son mucho más sexistas que los comentarios del alcalde de Alcorcón, por estar cargadas de rechazo, recelo y aversión hacia el sexo masculino, es decir, por su evidente misandria, mientras que las declaraciones del alcalde de Alcorcón sólo descalifican a las integrantes y expresiones más radicales de un grupo ideológico, y para nada a las mujeres por ser mujeres. Esto deslegitima tanto a las feministas de Podemos como al propio partido Podemos, por amparar y aceptar tan claramente al ultrafeminismo de la Sra. Gimeno entre sus filas, intolerante con la heterosexualidad y defensor del separatismo entre los dos sexos.

Esto no es más que otra prueba de la sociedad no igualitaria en la que vivimos, en la que las mayores sexistas de todas pretenden darnos lecciones de igualdad a pesar de haber demostrado claramente el no comprender el significado de esta palabra.